Hasta 3.000 euros de multa a los conductores que tiren mascarillas o guantes en la calle o desde el coche

Noticias
Fuente

Ante la presencia del Coronavirus con rebrotes en gran parte de la geografía nacional y la nueva normalidad el uso de mascarillas de protección por parte de la ciudadanía se ha hecho obligatorio.

Para cumplir con la regulación y normativas de aforo en actividades como el uso de playas y piscinas, restaurantes y lugares de ocio, etc, el decreto ha  impuesto entre otras cosas, la distancia social de al menos un metro y medio y, sobre todo, el uso obligatorio de mascarillas, tanto en espacios cerrados como abiertos cuando no se puede garantizar la distancia mínima de seguridad.

Ante elevado uso de las mascarillas y de guantes por parte de la población, la Guardia Civil ha puesto encima de la mesa el problema que esta situación supone para el medio ambiente y el peligro que implica para la salud pública, el desprendernos de estos accesorios una vez utilizados, emitiendo en las redes sociales un mensaje  contundente: “Tirar mascarillas o guantes en la calle es una verdadera cerdada” y “un acto irresponsable que nos pone a todos en peligro”. Añadiendo además que "desprenderse de mascarillas o guantes en la calle o desde el coche puede suponer una  multa de hasta 3.000 euros”.

Para evitar el peligro y la contaminación que genera el mal desprendimiento de las mascarillas y guantes ya usados, la Guardia Civil recomienda a la población que estos objetos se desechen en el cubo de restos, no en los contenedores de reciclaje de papel ni con los envases de plástico o latas.

Javier Soria
Publicidad